¿A qué se juega realmente en PC? Exploramos la actividad de Valheim, New World y más protagonistas del 2021
Reportajes

¿A qué se juega realmente en PC? Exploramos la actividad de Valheim, New World y más protagonistas del 2021

Hagamos un ejercicio de reflexión, ¿a qué juegos soléis jugar en PC? ¿Seguís la moda de los lanzamientos más importantes u os ancláis en aquellos grandes juegos que os han marcado? No son preguntas de difícil respuesta, pero sí de complicado consenso. Normalmente estamos acostumbrados a decir sin tapujos a lo que jugamos —incluso aquellos placeres culpables que nos harían sonrojar—, pero la masa de jugadores dista de ser homogénea.

Muchos videojuegos están tan asentados y es difícil moverlos de su lugar a pesar de haber competido con propuestas nuevas y gratuitas. Sin embargo, otros han quedado desplazados ante esos novatos que llegan con ilusión a este medio de entretenimiento. ¿Cómo están esos juegos hoy en día? ¿Se mantienen igual que hace años o hay algún motivo de su auge y caída? Es difícil responder a todo eso, pero vamos a hablar del panorama actual de esos juegos más disfrutados.

juegos más vistos twitch   - ENERO 2022

más jugados de steam  - Enero 2022

más jugados del mundo en 2021 - Consolas + PC

GTA V

Counter-Strike: Global Offensive

Fortnite

Valorant

Dota 2

League of Legends

League of Legends

PUBG: Battlegrounds

Crossfire

Escape From Tarkov

Rust

Roblox

Fortnite

Apex Legends

Minecraft

Warzone

GTA V

Counter-Strike: Global Offensive

Minecraft

Monster Hunter Rise

New World

Apex Legends

New World

Dota 2

Counter-Strike: Global Offensive

Team Fortress 2

PUBG: Battlegrounds

Dota 2

Football Manager 2022

Apex Legends

Las modas y las olas de jugadores

Leyendas
Imagen: Respawn Entertainment

Por muy outsider que uno se pueda considerar, todos seguimos modas. Es innegable, sale un nuevo videojuego que nos llama la atención —especialmente aquellas propuestas gratuitas y multijugador— y nos lanzamos a ello de cabeza. Es algo inherente en el jugador. Me gusta la estrategia y a pesar de los centenares de horas que he pasado en juegos como Medieval 2 Total War —uno de mis juegos favoritos—, cuando salió Apex Legends en 2020 no dudé un segundo en jugarlo.

Ya no hablamos de géneros nuevos, pues Apex Legends sigue, nuevamente, la moda de los battle royale que empezaron juegos como Minecraft o ArmA 2  —basados innegablemente en la novela del autor nipón Koushun Takami—, sino de propuestas que se mueven excepcionalmente ºbien en redes sociales y cuya campaña de marketing es mucho más sutil, con una cantidad interesante de noticias de las que hacernos eco.

New World o Fall Guys: Ultimate Knockout son dos títulos que se han beneficiado de ser la comidilla de los jugadores para asegurarse un sitio en las listas, a pesar de que gran parte de los jugadores abandonen posteriormente el juego. Hablamos de dos juegos tremendamente dispares, pero con algo en común: su base de jugadores es muy particular.

Ambos empezaron en el mercado con una cantidad ingente de usuarios: más de medio millón para la apuesta RPG de Amazon y cerca de 150.000 jugadores para el título homenaje a El Castillo de Takeshi. Ambos se encumbraron como dos propuestas interesantísimas para el jugador, independientemente de sentirse atraído al género o no, pero han perdido usuarios a espuertas. New World, por ejemplo, fue el décimo juego que más ingresos generó en 2021 y ha perdido más del 70% de los jugadores en apenas tres meses, pero se mantiene inamovible en las listas de éxito como uno de los diez más jugados semana tras semana con más de 80.000 jugadores.

¿Es lógico afirmar, por tanto, que son fracasos? Nada más lejos de la realidad. Los MMO sufren del mismo problema con cada nuevo contenido o cada título que se estrena en el mercado. Sufren un tremendo boom de jugadores y únicamente se quedan los más cercanos al género o aquella pequeñísima minoría que ha descubierto su nuevo placer culpable.

Por otro lado, si miramos las estadísticas de dos juegos como son Valheim o Rust, veremos el fenómeno de las olas muchísimo más claro. Sé que comparamos dos juegos con una tremenda diferencia en el tiempo de vida, pero Valheim es considerado uno de los juegos más importantes y más jugados en PC el pasado año, y excepto la bajada progresiva de jugadores pasadas unas semanas, ha ido perdiendo y ganando en torno a 5.000 jugadores cada dos meses.

Valheim
Imagen: SteamCharts

¿A qué se debe esto? A las actualizaciones. Además, el repunte máximo de septiembre, tras una caída gradual de jugadores tiene un culpable: Hearth and Home. En el caso de Rust, las olas son incluso más notorias y dependen enormemente de la cantidad de streamers en Twitch. De hecho, lograr el quinto puesto de los más jugados actualmente se debe, en mayor medida, al evento Egoland 2.

Juegos asentados

World of Warcraft
Imagen: Blizzard

Pensar en el PC y en la enorme magnitud de los juegos online era pensar inmediatamente en World of Warcraft. El principal problema al que se ha enfrentado el MMO de Blizard es que han surgido nuevas apuestas que han comido parte el terreno a las ya asentadas. No obstante, la realidad es algo diferente. Si atendemos a Statista, a pesar de que no nos puede dar datos 100% fiables, podemos ver que el recuento de jugadores de WOW fue de 5,6 millones en 2015. Desde entonces, el juego ha perdido cerca de un millón en cinco años. Incluso con esa tendencia a la baja, 4,74 millones de jugadores siguen siendo muy buenos para un MMO que fue lanzado hace 16 años.

Hablamos de juegos asentados entre la comunidad de jugadores. Apuestas nuevas como el MMO de Square Enix, Final Fantasy XIV, ha sido un duro contendiente de Blizzard en los últimos años con un pico de 95.102 jugadores simultáneos en Steam, pero al comienzo no fue sino una pequeña mota en la pantalla. La apuesta de los nipones no comenzó a despegar hasta bien entrado 2019 con la expansión Final Fantasy XIV: Shadowbringers, considerada por muchos la mejor actualización del juego hasta la fecha, y ahora goza de una vida plena.

Imagen: Statista

Otro título asentado es Minecraft. A la hora de escribir estas líneas, el juego de Mojang —ahora Xbox Game Studios— cuenta con nada menos que 3.010.872 jugadores. ¿Por qué? Bueno, no hay una respuesta clara, simplemente es un juego que está en el núcleo del PC y se ha visto enormemente beneficiado de su expansión a consolas. Hablamos de una experiencia que rondaba los 74 millones de jugadores en 2017, según datos recogidos por Eurogamer, y solo tres años después alcanzó los 131 millones de jugadores, atendiendo a los datos de PCMag.

Por otro lado, Riot Games ha prescindido de Steam para comercializar League of Legends, pero no podemos negar que su propuesta MOBA es inamovible en PC tanto como las más añejas. Hablamos de una IP que a pesar de haber visto su expansión hace poco tiempo —con dos nuevos títulos, Arcane triunfando en Netflix y un universo expandido—, nada de esto ha hecho falta para coronar al LoL como el segundo juego más disfrutado del año pasado.

Hablamos de nada menos que 11.255.983 jugadores activos en los últimos 30 días, como podemos comprobar en ActivePlayer. Y, lo más importante, ¿goza de buena vida? Indudablemente. League of Legends no dejará el trono, a pesar de compartirlo con Fortnite, y el estreno de su temporada 2022 lo demuestra. Riot Games ha empezado el año con el estreno de una nueva campeona e, incluso, tenemos un calendario de actualizaciones para todo el año.

La hegemonía shooter

Counter
Imagen: Valve

Los shooter suelen estar lejos de la tendencia de las “olas de jugadores” en la mayoría de los casos. Los shooter hegemónicos en Steam son los de siempre: Counter-Strike Global Offensive o PUBG: Battlegrounds. Hablamos de dos títulos con años a sus espaldas —el título de Valve cumple este año la década de vida—, pero tienen una comunidad de jugadores muchísimo más asentada que cualquier otro título.

Hablamos de shooters accesibles y que, para el jugador que quiere una experiencia mucho más competitiva y dura, lo va a tener. Global Offensive, por ejemplo, se beneficia de uno de los sistemas más sencillos del género: dos bombas y dos equipos, nada de habilidades, especialistas o enormes desbalanceos. De hecho, su importancia es tal en el mundo del PC que a pesar de haber adoptado un formato gratuito en 2018, el juego no sufrió un repunte importante. Sigue teniendo una base de jugadores de más de 800.000 semana a semana.

Sin embargo, la hegemonía shooter —como me gusta a mi llamarla— se ha visto alterada por las nuevas apuestas, una suerte de tendencia que radica en la importancia de la moda en el videojuego, pero que ha cambiado completamente el paradigma. Hablamos de los títulos gratuitos, donde el género battle royale se ha impuesto. Apex Legends es, actualmente, el cuarto juego más jugado en Steam —muy por debajo de PUBG, pero con cerca de 300.000 jugadores diarios—, aunque su importancia no solo se ve en la plataforma de Valve.

Apex Legends, Fortnite, Valorant o Warzone son los multijugadores más jugados en PC y han introducido una nueva variante: clientes de descarga que se reducen únicamente a éstos juegos. Origin, Epic Games Store o Battle.net ya no son las tiendas digitales de Battlefield u Overwatch. Su éxito en PC es tal que el tráfico de descargas es único para estos juegos.

Fortnite es, actualmente, la mejor y mayor apuesta gaming online, y no lo digo yo, lo dicen las cifras. Si bien no podemos tener una gráfica de jugadores al no estar en Steam y Epic Games suele ser bastante cauta con estos datos, buenos son los estudios de compañías de terceros. Según Superdry, Fortnite fue en 2021 el juego más jugado del mundo dominando en 109 países de los 169 analizados. Un éxito que no podemos comparar

La clave está en el consumo rápido y gratis

League of Legends
Imagen: Riot Games

Para concluir y dar un pequeño por qué a esta locura mía de revisar cada juego y cómo sobrevive a día de hoy, hablamos de la gratuidad. Un término curioso y que ha abrazado el mundo de los videojuegos de forma inexorable.  Si atendemos al cuadro que corona estas líneas, seis de los 10 juegos más jugados del año pasado son gratis, y la mitad de los que llevamos en enero de Steam también apuestan por este formato.

Es algo que también se traslada a las visualizaciones de Twitch con siete de los 10 juegos ahí presentes. La explicación más lógica podría ser que a más accesibilidad, mayor el número de jugadores interesados. Y es lo más lógico, pero, ¿y si vamos más allá? Pensemos que todos estos juegos han desbancado a la mayor parte de videojuegos por una simple razón, accesibilidad.

Imagen: Statista

Hay algo que ocurre hoy en día con los videojuegos y es que hay mucha oferta y una demanda muy diversificada. Es decir, hay millones de jugadores esperando jugar, pero es tal la cantidad de juegos que salen y el precio de ellos, que, en ocasiones, preferimos mantenernos en aquellos que nos dan contenido sin tener que invertir un euro, juegos de consumo rápido.

Dota 2 o League of Legends son títulos que nos mantienen enganchados por lo simple de su propuesta. No hay que saberse una historia, y una vez conocidos los controles en las primeras partidas, es hora de perfeccionar nuestra habilidad. No hay grandes cambios, son juegos estáticos que van recibiendo contenido pero cuya base permanece impasible. Jugar League of Legends hoy en día es como hacerlo en 2009 —con menos contenido y personajes—, pero mantiene un pico de más de 11 millones de jugadores.

Temas
Inicio