Starfield comparte su primer gameplay con numerosos detalles sobre su personalización, combate y un apartado estético de escándalo
Acción

Starfield comparte su primer gameplay con numerosos detalles sobre su personalización, combate y un apartado estético de escándalo

Starfield es el título que muchos esperamos a día de hoy y su retraso el pasado marzo nos rompió el corazón a más de uno. Ya no solo si te gustan los juegos ambientados en el espacio, sino por la curiosidad que da la masividad del título de Bethesda después del desarrollo de Fallout 4 como su último gran juego.

Ahora, tras muchos rumores y verdades a medias sobre su futuro y, sobre todo, el de la compañía, Starfield por fin ha podido deleitarnos con un primer gameplay, además de un tráiler exclusivo. El nuevo trabajo de Bethesda en colaboración con Microsoft es una locura visual, pero ya no solo eso, sino de números y alcance.

Starfield tendrá, según palabras de Todd Howard, quien también se ha pasado por el evento como Hideo Kojima, más de 1.000 planetas que poder explorar, aunque no ha trascendido el alcance y el tamaño de los mismos. Aun así, éstos serán enormemente variados, desde bosques alienígenas enormes, cráteres desolados, hasta incluso ciudades y bases espaciales en tierra y en el aire.

Hay muchos detalles que se mantienen ocultos, entendemos que para no romper la sorpresa, pero Bethesda ha tenido a bien mostrar cómo será su sistema de combate directamente heredado de Fallout 4, pero con añadidos que lo intentan alejar de esa propuesta post-apocalíptica.

Personalización por encima de todo

Starfield

Al margen del combate y la exploración, Bethesda ha puesto toda la carne en el asador con la personalización. El portavoz de los de Redmond ha adelantado que han reelaborado el clásico sistema de creación de personajes de Bethesda dándonos la posibilidad de cambiar el sexo, aspecto físico y atributos. Este sistema de habilidades físicas estará íntimamente ligado con las destrezas sociales, científicas y tecnológicas de nuestro personaje, y que podremos usar más allá del combate.

Sin embargo, quizá lo más importante del primer adelanto jugable del título es la customización de la nave. Starfield nos dejará diseñar y equipar nuestra nave espacial con diferentes añadidos. Aunque entendemos que este sistema de personalización no estará limitado al aspecto estético, el equipo no ha adelantado si afectará al desempeño de nuestro vehículo.

Apartado jugable que no decepciona

Starfield

Si bien hablamos de un adelanto comedido, funcionando en los sistemas de Xbox con muchísimos ojos puestos encima, la duda en torno al apartado visual y artístico del juego puede haberse disipado para muchos. Sobre todo, sorprende que Bethesda haya apostado por una estética mucho más sobria y seria para esta aventura teniendo en cuenta el acercamiento a la ciencia ficción espacial de otros proyectos.

Aun así, Starfield tiene mucho que mejorar. Hay un detalle gráfico altísimo, todo junto a una ambientación muy cuidada, pero tiene problemas con la tasa de imágenes por segundo, algo lógico teniendo en cuenta que hablamos de un juego a meses vista de su lanzamiento.

De hecho, el estreno del juego sigue siendo una incógnita. Microsoft ha confirmado que Starfield sí será exclusivo de consolas Xbox y PC, pero no ha confirmado su fecha de lanzamiento. El título sigue previsto para llegar al mercado en 2023, y aterrizará el primer día en Game Pass.

Temas
Inicio