Elden Ring se ha apiadado de nosotros reduciendo dificultad de algunos jefes brutales, pero lo ha hecho sin avisar

Elden Ring se ha apiadado de nosotros reduciendo dificultad de algunos jefes brutales, pero lo ha hecho sin avisar
Sin comentarios

Que Elden Ring es un juego difícil es algo que no se puede discutir, pese a dar facilidades a los jugadores también propone muchos desafíos complicados de afrontar. Sus desarrolladores lo saben, y han decidido ser un poco concesivos con nosotros, sobre todo en materia de algunos de sus jefes.

Eso sí, si buscas las notas de parche de las últimas versiones del juego, no verás ninguna mención a cambios de rebalanceo para los enemigos más formidables del juego, y es que FromSoftware ha decidido ponernos las cosas más fáciles por lo bajito.

Por un lado está la Bestia adulta de la estrella fugaz, que a lo largo de las versiones ha visto el área de uno de sus ataques reducida. Uno de sus movimientos más temibles, el agarre modificando la gravedad, podía incluso llegar a ocupar casi todo el área de pelea contra ella en algunas situaciones, y eso ahora no sucede.

El cambio más grande, eso sí, se lo llevaron las peleas contra varios contrincantes a la vez, algo que lleva siendo doloroso incluso desde el propio Demon's Souls. Encuentros como el Dúo Sacrodermo, uno de los más difíciles del juego, ahora te dejan más aire para respirar, eligiendo un atacante principal y otro secundario, más pasivo. 

Por otro lado, también han habido más cambios tapadillos, como modificar la geometría del título para evitar saltarnos contenido o entrar a áreas de los jefes sin activar su inteligencia artificial. Todo esto prueba que From sigue activamente revisando lo que hacemos como jugadores y adaptando la experiencia a nuestras necesidades poco a poco. 

Temas
Inicio